miércoles, 6 de septiembre de 2017

Bouffée Delirant. 200 metros. 6b (6a oblig). Chemin de la Mâture.

El Chemin de la Mâture, o Camino del Mastil, es un sendero histórico de unos 1200 metros, excavado en la roca en el siglo XVIII, por orden de Luis XIV, para acceder a los bosques situados en la parte alta y así poder cortar madera para los mastiles de la flota de barcos de la armada francesa. En la actualidad el uso de este camino es bien diferente, su atractivo como sendero circular para hacer senderismo y como zona de escalada, es de sobras conocida.

La vía en cuestión, Bouffée Delirant, fue abierta en 1982 por Pierre Bouscar, Rainer Munsch, Jean Marc Pic, Michel Casagrande y Jean Pierre Laurent. Es quizás la vía por excelencia de todas las existentes, o por lo menos la que más atractivo tiene entre los escaladores.

Con un grado bastante asequible, 6b o 6a obligado, la vía tiene 200 metros repartidos en 6 largos, buenas reuniones desde donde poder rapelar si es necesario y largos bastante limpios pero con algún parabolt protegiendo los pasos más complicados y de dificil autoprotección.

L1. 6a. Comienzo suave hasta llegar a un ligero desplome que hay que superar por la derecha, una pequeña placa nos separa de la reunión.
L2. V+. Largo buenísimo de fisuras fáciles de proteger y llegada a la reunión en travesía a derechas algo rara.
L3. 6b. Es el largo estrella, graduado de 6b, con fisuras perfectas y dos péndulos obligados a mitad del largo para enlazar fisuras, sino se hacen, toca o escalar en libre, grado posiblemente 7a, o bajarse de la pared. Una vez realizados los péndulos toca subir por un sistema de fisuras cada vez más estrechas que terminan y dan paso a una bonita placa fina de pies.
L4. 6b. Bonito largo con un bonito techo visible desde la reunión, protegido con un parabolt, seguimos escalando con tendencia a la izquierda y al final una fisura fina, pero bien de proteger nos deja en la reunión.
L5. 6b. Largo muy mantenido, protegido con 3 paraboles en la sección más dura.
L6. V+. Largo corto. Comienzo con tendencia a la derecha, asegurado con cordinos en sabinas, un pequeño desplome fácil de superar pone fin a la vía, desde aquí lo mejor es seguir a derechas haciendo travesía hasta un quejíco, equipado con unos cordinos, donde montaremos la reunión.

Aproximación: Cruzaremos el tunel de Somport, bajaremos por el valle de Aspe hasta divisar el Fuerte del Portalet, sí, se llama fuerte del Portalet, aunque estamos en Somport y la cicatriz del camino excavado en la pared. Un poco mas adelante hay un desvío a derechas, Pont de Gerbes, que cruzaremos y seguiremos por camino asfaltado a derechas hasta llegar a un pequeño parking. Tomaremos la senda que en 15 minutos nos deja en la base de la pared, donde aparece el nombre de la vía con pintura roja.

Descenso: Una vez acabada la vía, nos situaremos en el arbol (quejico) que sirve de reunión del ultimo largo y a su vez primer rapel de bajada. Desde aquí realizaremos un rapel de 50 metros con tendencia a la derecha hasta situarnos en los rapeles de la vía Asterix. Una vez en la vía Asterix en 2 o 3 rapeles, según como se combinen las reuniones, llegamos al suelo.

Material: Dos cuerdas de 60 metros, cintas largas, bagas, un juego de Camalots hasta el Nº 2 que se pueden repetir con un juego de Totem Camp y completar con un semaforo de Totem Basic.














Fuerte del Portalet.

Camino de la Mâture excavado en la pared.


Reseña de Luichy

Reseña de Luichy.

No hay comentarios:

Publicar un comentario