lunes, 26 de junio de 2017

Integral Crestas del Diablo. Travesia pico Cristales al pico Soulano. D (V, Ao), Macizo del Balaitus.

Escalar las crestas del Diablo es realizar una de las grandes ascensiones clásicas del Pirineo.
Su dificultad y largo recorrido hacen de la escalada una actividad con un cierto compromiso y sin lugar a dudas pone a prueba a cualquier escalador que intente su travesía.
La calidad de la roca es de un granito excepcional excepto en algún tramo.

Acceso: Desde el embalse de la Sarra en Sallent  de Gallego, cogeremos la GR11 que nos lleva al refugio de Respomuso, donde podemos pasar la noche. 2 horas y media.

Aproximación: Desde el refugio de Respomuso tomaremos la senda que se dirige hacia el Balaitús por la Brecha Latour. El comienzo tiene un fuerte desnivel y al cabo de 30 minutos suaviza en un collado, este es el punto de referencia para salirnos de la senda y coger a nuestra derecha una senda nada marcada que se dirige hacia el fondo del barranco que deberemos cruzar y luego por la ladera de enfrente con fuerte desnivel ir a buscar el comienzo de la cresta en la base del pico Cristales. Unas 2 horas.

Descripción del itinerario: Las crestas del Diablo se pueden hacer en los dos sentidos, es decir de norte a sur, opción nada frecuente, o de sur a norte. En nuestro caso las hicimos de sur a norte, empezando desde el pico Cristales 2.892 m. comienzo real de las crestas y terminando en el pico Soulano 2.920 m. donde comenzamos el descenso.
Hay otra opción de entrar a la cresta desde el collado del Canino pero no se hace la integral de las crestas.
Tambien existe la posibilidad de hacer todos y cada uno de los gendarmes que podemos encontrar en la cresta pero entonces la actividad se puede prolongar en varias horas más.
Desde la base del pico Cristales, aproximación desde Respomuso casi 2 horas, ascendemos a su cima en ensamble para aligerar la marcha, una vez en el pico Cristales por su derecha iremos hacia la parte más aérea de la cresta.
Las dificultades comienzan en el primer Tridente que superaremos con un paso de IV/V, un rapel nos desciende de su cima. Continuaremos por la cresa superando los diferentes gendarmes y otros los evitaremos para no sobrepasar los horarios. Al llegar a los famosos Cuernos, estos se pueden bordear por la izquierda con un rapel de 25 metros, seguidamente tendremos que volver a subir a la cresta por una canal. El final de la cresta es quizás donde se encuentran la mayores dificultades. Con un paso característico y muy aéreo, que se hace en Ao, esta protegido con dos clavos.
Por ultimo ascendemos hasta el pico Soulano 2.920 metros, final de la cresta. Un poco más abajo y siguiendo la cresta dirección Costerillou,  comenzaremos el descenso.
Horario de las crestas integral, entre 6 y 7 horas.

Descenso: En la actualidad y desde el año 2011,  gracias al reequipamiento por parte de la Guardia Civil y personal del refugio, la mejor opción para bajar de la crestas es hacer el descenso por el nuevo sistema de rapeles equipado con paraboles y anillas inoxidables de métrica 12 mm, situado una vez pasada la cima del pico Soulano. El sistema de rapeles es cómodo, rápido, se recuperan bien las cuerdas y en 5 rapeles estamos en el suelo. El único y gran inconveniente es la estrecha canal por donde se baja que canaliza una gran cantidad de piedras sobre todo si hay varias cordadas bajando.
El regreso al refugio es evidente utilizando el camino de ida. Una hora de rapeles y 1 hora 30 minutos al refugio.
Material: Dos cuerdas de 60 metros, cintas largas, un juego de camalots números 0,75 al 3, repetir el 1 y un juego de Totems Basic. colores verde, rojo y amarillo.


Comienzo de la cresta del Diablo integral.



Vista de las crestas del Diablo, Costerillou y Balaitus desde el pico Cristales.

Cima del pico Cristales.

















Rapeles de bajada.




miércoles, 14 de junio de 2017

Luis Villar 340 metros, 6b (V/Ao). Mallo Firé, Riglos.

Vía del año 1958, de E.Navarro, R.Ligorret y L.Lázaro, fue el arranque de la alta dificultad en los mallos. Durante muchos años cayo en el olvido, el poco equipamiento que tenia, la mala calidad de la roca en algunos largos y la sinuosidad del recorrido fueron las causas de su abandono. En la actualidad esta recientemente reequipada con parabolt, ahora solo es necesario un juego de 20 cintas express, el itinerario se sigue sin ningún problema y el grado se puede forzar con seguridad.
Son casi 300 metros de pared repartidos en 12 largos con reuniones de anillas y un grado máximo de 6b+.
Posibilidad de empalmar algún largo gestionando bien el roce de las cuerdas. Roca en algunos largos de no muy buena calidad, hay que estar atentos, pero bien protegida con parabolt.
Los tres primeros largos son comunes con la Rabada Navarro.
Vía que por su orientación, le da la sombra casi todo el día, es muy recomendable para verano.

Aproximación rápida, apenas 20 minutos.

Descenso por la vía Normal de bajada del Firé, con dos rapeles. Aproximadamente 1 hora.

Reseña actual de la vía Luis Villar.

Reseña antigua de la vía Luis Villar.


Reseña actualizada Luis Villar.






















martes, 30 de mayo de 2017

Via ANZAS, 420 metros, 6b+. V+/6a oblig. Peña Foratata.

El nombre de la vía es todo un homenaje a un escalador fallecido hace algún tiempo y muy querido por sus compañeros habituales de cordada. Recordamos a Antonio Antoñanzas.

Vía de envergadura, nada menos que 420 metros de escalada en una pared bien conocida en el valle de Tena, como es Peña Foratata. Grado bastante asequible, máximo 6b+, obligado 6a. Muy buen equipamiento con largos de roca muy buenos y otros de transición sobre roca de peor calidad.
La vía termina casi en la misma cima de Foratata y sus más de 400 metros están repartidos en 12 largos, con posibilidad de empalmar algún largo. En el largo 9 tenemos la posibilidad de abandonar la vía si tenemos la necesidad, ya que el itinerario cruza la senda de subida a la Peña. Vía totalmente equipada con parabolt.
Horario de escalada entre 5 y 6 horas.

Aproximación: Desde la parte alta de Formigal al final de la calle Jaca, donde aparcaremos el vehículo, comienza un camino que enseguida cruza una puerta para el ganado y termina en un prado. En este prado a la izquierda comienza una senda con marcas azules y blancas que seguiremos en sentido ascendente hasta el comienzo de un contrafuerte que sube hasta la misma base de la Peña. El sendero discurre por la misma cresta del contrafuerte. Cuando estemos casi en la base de la pared nos desviaremos a la izquierda por terreno algo inestable primero en sentido descendente y luego en sentido ascendente hasta el comienzo de la vía donde esta escrito el nombre de ANZAS. La senda esta amojonada. Horario entre 1 hora y 1 hora 15 minutos.

Descenso: Hay varias posibilidades, en nuestro caso elegimos quizás la más larga pero más sencilla.
Desde la cima de la Peña Foratata, descenderemos a nuestra derecha por la senda de bajada, bien amojonada y señalizada con marcas rojas, hasta llegar a unos pasamanos con cuerda fija que, o bien podemos destrepar, o podemos rapelar. Una vez terminados los pasamanos salimos a una faja o repisa herbosa que seguiremos hasta el collado que separa las dos cimas de Foratata. Una vez atravesado el collado seguiremos el sendero evidente primero por pedreras hasta conectar con el sendero de la cara sur de Foratata, que discurre sobre prados y se dirige directamente a Fomigal. Horario 2 horas.
Para consultar otras bajadas se puede revisar el blog de Sueño vertical donde encontraremos más información.  http://suenovertical.blogspot.com.es/2017/05/via-anzas-pena-foratata.html

Material: 22 cintas expres para el largo 6. Cuerda doble o simple.